miércoles, 30 de marzo de 2016

Los vecinos de Tetuán dan la razón a los patriotas del Hogar Social Madrid

COSAS DE GELY



Lo cuenta una voluntaria de Caritas en un municipio del extrarradio barcelonés. Desbordado por el elevado número de musulmanes que acuden diariamente en busca de alimentos a un centro asistencial de Caritas ubicado en los aledaños de una parroquia, su párroco contactó la pasada semana con el imán de la localidad para pedirle ayuda. Pretendía que el clérigo musulmán se responsabilizara del reparto de alimentos a los miembros de su comunidad. La respuesta que escuchó fue un derechazo en toda regla a su buenismo militante. “A las mezquitas se viene a honrar a Alá, no a recibir comida. Para eso ya estáis los cristianos”.


Escenas como ésta se repiten por todas las ciudades de España. Caritas se ha convertido en una gran mentira. Caritas se dedica a alimentar a los musulmanes y es el caballo de Troya de la islamización de España. Esa es la realidad y lo demás es comentario. Fuera los anatemas laicos políticamente correctos que ya no asustan a nadie. La Iglesia en España chapotea en la mentira.


La jerarquía católica ampara la mentira de Caritas, enemiga de la sociedad cristiana y aliada del sistema. Esa es la verdad y lo demás es propaganda. Caritas no es el buen samaritano sino una exuberancia de estupidez suicida. Y si no que se lo pregunten a los coptos o a los cristianos en Nigeria o a Asia Bibi en Pakistán, incomunicada en cadena perpétua. No hay caridad para los cristianos, ni fraternidad. La Iglesia calla, cobarde y cómplice, mientras alimenta el conflicto en España. Esa Iglesia sólo atenta a sus privilegios y a su financiación y que vende al por mayor la mentira de Caritas.


Caritas es el comedor social de los musulmanes. Caritas es la media luna de los idiotas. Y no tan idiotas, porque resulta que de fomentar la amenaza musulmana con su demografía expansiva viven la friolera de 4.357 católicos oficiales, que están asalariados de Caritas, que viven de Caritas y en buena medida del contribuyente, porque el 33,70% de los fondos salen de los fondos públicos, de las administraciones locales (19.635.876 euros), las autonómicas (31.499.100), de la central (28.626.405) y de la Unión Europea (4.728.352). Datos oficiales de la web oficial de Caritas.


No nos cansaremos de denunciarlo. La Iglesia católica en España, con una parte de dinero del contribuyente, está alimentando gratis a los musulmanes que constituyen un grupo parasitario. Así que cuando Caritas dice que atiende a seis millones de personas (6.364.126), la mayoría, el 85%, repetidas, son musulmanes.


Por supuesto, hay que acabar con esta mentira, aunque algunos católicos oficiales amenacen con sus falaces excomuniones. Con nuestro dinero no debe financiarse a los musulmanes. Para nada.


Cáritas es mentira, grosera mentira. Es una coartada del sistema y un quintacolumnismo islámico. Ni un euro a Caritas. Ni un euro a la Iglesia. La verdad nos hará libres y Caritas es mentira, es la media luna camuflada con la crucecita.


(Tomado de Internet)


Última edición por ALACRAN


Fuente:

http://hispanismo.org/crisis-de-la-iglesia/17234-caritas-caballo-de-troya-de-la-islamizacion-en-espana.html


No hay comentarios:

Publicar un comentario