jueves, 18 de junio de 2015

EL DIOS DE LA PERFECTA IMPERFECCIÓN

COSAS DE GELY





Dios es perfecto.

La frase anterior es premisa y verdad para todos los Creyentes. Ya que no tendría sentido adorar, creer y obedecer a un Dios que es imperfecto y que comete errores.

Pero a estas alturas creo que muy pocos Creyentes están conscientes de la magnitud y significado de esa palabra.
Veamos que nos dice la RAE:

Perfecto, ta.

(Del lat. perfectus).1. Adj. Que tiene el mayor grado posible de bondad o excelencia en su línea.2. Adj. Que posee el grado máximo de una determinada cualidad o defecto. Ejemplo: Jesús es un perfecto caballero.
Según la RAE el ser “Perfecto” es lo máximo en bondad y excelencia; siendo esto último:

Excelencia.

(Del lat. excellentĭa).1. f. Superior calidad o bondad que hace digno de singular aprecio y estimación algo.

Excelente.

(Del lat. excellens, -entis).1. Adj. Que sobresale en bondad, mérito o estimación.

El Diccionario de Oxford define “perfecto”:

“Que tiene todos los elementos necesarios o cualidades deseables o características; tan bueno como es posible ser”

Partiendo de estas premisas podemos concluir que el ser “Perfecto” significa algo sin tacha, sin errores, absolutamente bueno y bondadoso, incólume, correcto, excelente, impecable, maravilloso, magnífico, estupendo, inmejorable, insuperable.

Obviamente todos los Creyentes están de acuerdo que Dios posee de sobra todas estas cualidades y definiciones.

Ya se ha demostrado hasta el cansancio que el concepto de “bueno” no siempre coincide con las características de Dios; y que, según la Biblia, Dios puede ser en innumerables ocasiones un consumado malvado y asesino; y que no siempre es tierno y bondadoso:


Las Perfectas Creaciones de Dios.

Pero el caso es que, si Dios es perfecto, por simple lógica y deducción, sus creaciones también deberían de ser perfectas.

No tendría sentido adorar y creer en un ser perfecto pero que crea imperfecciones y cosas fuera de la perfección.

Si alguna creación de Dios fuese “imperfecta” o con errores y defectos, concluiríamos que su creador no era tan perfecto como se esperaba ya que su trabajo da resultados imperfectos.

Creo que esta premisa es fácilmente aceptada por la mayoría de los Creyentes:

Dios Perfecto = Creaciones Perfectas.

Y siendo Adán una creación directa de Dios... asumimos que Adán era perfecto. Al menos al principio.


Llega la Imperfección.

Pero algo pasó. 

Paso sencillamente que Adán y su mujer Eva, metieron portentosamente la pata y desobedecieron una simple orden del Dios todo poderoso. ¿Acaso no eran Perfectos? ¿Qué sentido tiene el que Dios crease a Adán “Perfecto” y que a la vuelta de un par de días se equivocase enormemente?

Una excusa muy común es:

Pero no fue Adán el que se equivocó... fue Eva!

Si mal no recuerdo, Eva también es una creación de Dios (por lo tanto perfecta), Dios le sacó una costilla a Adán y el mismo hizo a la mujer.

Adán es perfecto; y según lo que nos cuenta la Biblia, Eva fue creada a partir de una parte de Adán (costilla), y "moldeada" por Dios. Por esto Eva, no solo es genéticamente perfecta (creada a partir de un ser perfecto)sino que también es terminada por otro ser perfecto, Dios. En teoría, Eva debería de ser el punto máximo de perfección.

Además, recordemos que Dios es omnisciente y que de seguro sabía que Eva sería tentada y que Adán sería también embaucado.


Y la verdad es que los “Caminos de Dios deben ser muy misteriosos e inescrutables” para tragarse semejantes contradicciones.




No hay comentarios:

Publicar un comentario